Los beneficios para la salud del masaje tántrico en Santai Masajes

Además de ser un excelente estímulo para la vida sexual de una pareja, los masajes tántricos también vienen con diferentes beneficios para nuestra salud tanto mental como física. Esas sensaciones, besos, caricias y roces son una manera placentera de mantener varios aspectos de nuestra vida saludables.

Los principales beneficios de esta clase de masajes

Con cada caricia, además de relajar a tu pareja y llenarla de placer, también aportas otros tantos beneficios como podrían ser:

  • Sirve para relajar los músculos.
  • Ayuda para disminuir el estrés y eliminar las tensiones.
  • Reduce los nervios y despeja la mente.
  • Hace que dejes las preocupaciones de lado.
  • Además de estimular el placer también lo hace con los sentidos.
  • Contribuye con la circulación de la sangre.
  • Mejora la relación con tu pareja.
  • Aumentan tu autoestima al recibir este detalle que te hace sentir deseado (a).

Esta clase de masajes son una opción perfecta para continuar con tu vida sexual si es que ésta se ha visto afectada por algún problema de salud que impida el desarrollo del coito directo. Como lo serían el reposo de alguna cirugía, tratamientos, disfunción eréctil, entre otras.

Mantén las manos limpias y cuidadas, con las uñas cortadas o limadas ya que éstas son los principales medios que usarás para estimular a tu pareja. Así evitas lastimarlo (a).

Momentos en los que NO es buena idea dar o recibir un masaje tántrico

Existen ciertas circunstancias que evitan que un masaje deje de ser placentero o directamente que no permiten llevarlo a cabo. Se recomienda que si ambos o algún miembro de la pareja ha bebido o comido mucho no lo hagan, así como también debes evitar cualquier parte del cuerpo que presente alguno de estos problemas:

  • Fracturas presentes o recientes.
  • Alguna clase de dolor.
  • Heridas abiertas o recientes.
  • Erupciones (infecciones mucho menos).
  • Algunas venas que se encuentren de forma superficial en la piel y que puedan resultar dañadas con el contacto. (como en las piernas).
  • Inflamaciones en las articulaciones o en la piel.
  • Trombosis o reumas.
  • Si hay presencia de algún cuadro viral o infeccioso pasajero como gripe, fiebre, amigdalitis, etc.

El masaje tántrico y el Kundalini

Además de todos los beneficios en cuanto a la relajación, salud mental y físicas, el masaje tántrico también es un medio con el cual podemos despertar el deseo sexual con la ayuda de algo conocido como Kundalini; que según el hinduismo está encontrado en la base de la columna vertebral.

Siempre es recomendable que, al realizar cualquier tipo de masaje, pero sobre todo con este, se cuide la higiene y la limpieza del cuerpo. Por ello es buena idea tomar un buen baño tibio y relajante antes de comenzar. Como ya lo sabes, el primer paso es colocar el ambiente con velas, música y los aceites esenciales.

Si se busca despertar el Kundalini es importante que comencemos con un masaje de pies (reflexología), para luego ir directamente a lo que estamos intentando por medio de leves movimientos de masaje justo en el punto donde se encuentra: la parte baja de la espalda.

Llegados a este punto es importante que conozcas que existen diferentes formas de despertar el Kundalini, pero la más aceptada y la más utilizada es dando un masaje suave, con leves caricias sobre la superficie de su piel con las yemas de los dedos.

Si en algún momento se presenta algún sentimiento de malestar o angustia por parte de tu receptor es importante que te detengas inmediatamente para evitar así algún efecto contraproducente. Si más bien estamos buscando el bienestar absoluto del receptor, con esta clase de sentimientos negativos él o ella se estará cerrando a las emociones positivas que logran ese bienestar.

Otro aspecto importante para despertar el Kundalini es estar conscientes acerca de los 7 Chakras principales del cuerpo y contar con alguna técnica que permita equilibrar cada uno. Al momento de que finalmente hayamos despertado al Kundalini, existe una tercera fase en la cual lograremos una sensación positiva y placentera más allá de lo que tu receptor pensaría.

Para llegar a esta tercera fase es importante que cuentes con el consentimiento de tu pareja y que él o ella así lo desee.